Seguramente, has escuchado que a la sal o sal de mar se le agrega un mineral llamado yodo, sin embargo, te has preguntado ¿por qué se necesita agregar yodo a la sal? Bueno, en este artículo te diremos por qué.

Importancia del yodo para la salud

El yodo es un mineral especialmente importante, ya que permite a las personas tener capacidades para rendir en actividades intelectuales, estar alerta y tener una adecuada coordinación de sus movimientos. Estas capacidades representan condiciones fundamentales para el desarrollo humano.

El yodo también es esencial para que la glándula tiroides produzca las hormonas que contribuyen al buen funcionamiento del metabolismo, además de facilitar otras funciones del cuerpo como:

  • Procesos energéticos de cada célula que compone nuestro cuerpo
  • Funcionamiento del cerebro
  • Funcionamiento del sistema nervioso

Los trastornos por deficiencia de yodo son considerados una de las mayores amenazas para la salud y el desarrollo de la población en el mundo. Cuando existe deficiencia de yodo, los lóbulos de la glándula tiroides aumentan de tamaño en un esfuerzo por incrementar su capacidad para captar este mineral y abastecer al cuerpo de hormonas tiroideas, a esto se le conoce como bocio.

Además, la deficiencia de estas hormonas en el embarazo puede producir alteraciones del desarrollo físico y mental en el feto.

También te puede interesar: ¿Por qué es más saludable la sal de mar?

¿Cómo comenzó la yodación de sal?

La idea de yodar la sal a nivel masivo surgió en 1831, como propuesta del investigador francés Boussingault. Pero fue hasta la primera década del siglo XX que Marine y Kimball demostraron la completa efectividad del yodo para la prevención del bocio.

Fue hasta 1920, que Estados Unidos y algunos países de Europa comenzaron a aplicar de forma sistemática y masiva esta medida de salud pública, eligiendo la sal debido a que es un “alimento” consumido a nivel mundial. Sin embargo, esto no significa que sea la única fuente de este micronutriente, existen otros alimentos que lo contienen, incluyendo los diferentes tipos de sal, como la sal de mar.

Es por eso que, la yodación de la sal es una medida que se tomó para aumentar su aporte y con esto evitar a toda costa las consecuencias que conllevan su deficiencia. Organizaciones internacionales como la organización Mundial de la Salud (OMS), la UNICEF y el Consejo Internacional para el Control de los Trastornos por Deficiencia de Yodo (ICCIDD), lo han aprobado e impulsado promoviendo el desarrollo de programas de yodación universal de sal.

Ahora que conoces el porqué se añade yodo a la sal, puedes consumirla con mayor tranquilidad. Sólo recuerda que todo debe ser en cantidades moderadas; consulta a un especialista en nutrición para conocer qué alimentos contienen yodo y cuál es la cantidad recomendada para consumir sal y aprovechar este micronutriente.

recetas fáciles para preparar con sal de mar