Uno de los aspectos básicos para saber cómo hacer un asado es sellar correctamente el corte para concentrar los jugos de la carne. Con estas formas de sellar un bistec te aseguramos que tu próxima parrillada será todo un éxito.  

A la parrilla

El método tradicional para asar carnes es utilizando una parrilla. La clave para tener un sellado de campeones, es cocer la carne por ambos lados y voltearla una sola vez.

El tiempo que dejarás el bistec al calor, depende de su tamaño y grosor; sin embargo, lo que no puedes perder de vista, es que cuando la carne esté sellada por los dos lados, debes reducir el calor para continuar con la cocción.

Además, debes considerar el tipo de parrilla que tienes, ya que esto también puede cambiar el sabor de tu asado. Toma en cuenta nuestras recomendaciones:

  • Con carbón. Si bien esta es la opción clásica, pocos conocen el secreto para sellar la carne correctamente, recuerda que el carbón se calienta mucho más rápido que la leña. Para obtener ese sabor ahumado tan característico del carbón, enciende las briquetas y forma una capa con ellas. Cuando tomen un color blanquecino, podrás comenzar a cocinar tus bisteces.
  • Con leña. Aunque son más difíciles de encender y mantener encendidas, las virutas de madera, también le dan un sabor exquisito a los cortes de carne. Al tratarse de un corte delgado, lo más recomendable es sellar cada lado por un minuto a alta temperatura.
  • Parrilla de gas. A pesar de que este tipo de parrillas no le dan mucho sabor a la carne, es mucho más sencillo ajustar el nivel de calor hasta conseguir el deseado; sólo toma en cuenta que se calientan más rápido que las otras parrillas. Coloca el bistec en el centro de la parrilla y dora ambos lados por 2 minutos, cierra la tapa de la parrilla y levántala únicamente para voltear la carne.

A la plancha

Si no tienes una parrilla o las condiciones del clima no te permiten utilizarla, no te preocupes porque puedes utilizar una plancha, verás lo práctico que es este método.

Calienta la plancha hasta que alcance su temperatura máxima, coloca el bistec y espera hasta que se formen las típicas líneas del utensilio. Voltea la carne para sellar por todos lados y cuando esté completamente dorada, baja el fuego para continuar con la cocción.

También te puede interesar: Cómo marinar carne para asar con pocos ingredientes

En sartén

Para sellar tu asado correctamente con este utensilio, tendrás que asegurarte de alcanzar una temperatura muy alta. Este paso, te será mucho más sencillo si tienes uno con tecnología que te indique cuando esté lo suficientemente caliente para comenzar a cocinar.

Cuando sea el momento adecuado, coloca el bistec y déjalo por 3 minutos hasta que dore; no lo muevas antes de tiempo para que se selle correctamente. Una vez que haya transcurrido el tiempo, mueve la carne para evitar que se queme y voltéala. Asegúrate de que todos los lados tengan contacto con el calor para conseguir un sellado uniforme.

TIP: Utiliza pinzas en lugar de cuchillo o tenedor para mover la carne, ya que al pincharla puede perder sus jugos.

Cuando el bistec esté completamente sellado, retíralo del sartén y déjalo reposar por 5 minutos para que sus jugos se concentren.

Al horno

SI te quieres ver innovador, puedes utilizar un horno para sellar tu asado. Precaliéntalo al máximo, coloca la carne y déjala por 10 minutos. En este caso, no es necesario voltear el bistec, bastará con que bajes la temperatura hasta el punto medio o mínimo, según sea tu agrado y esperes a que se termine de cocer.

Para que pongas en práctica estos métodos para sellar un bistec y sorprendas a tus invitados con una parrillada de diez, te invitamos a descargar nuestro recetario, donde encontrarás recetas y tips para conquistar el paladar de cualquiera con la exquisitez de tus asados.

recetas fáciles para preparar con sal de mar